Empresarios hosteleros solicitan a las administraciones mayor control sobre los negocios ilegales que organizan eventos y banquetes

La Asociación de Hostelería y Turismo de la provincia de León (Hostelería de León), integrada en la Federación Leonesa de Empresarios (Fele), denuncia el aumento de establecimientos que ofrecen entre sus servicios la celebración de bodas y banquetes en instalaciones que no disponen de las correspondientes autorizaciones y permisos para llevar a cabo esta actividad.

Para los empresarios hosteleros que sí cumplen con el ordenamiento legal, esta circunstancia supone un foco de ilegalidad y un ejemplo de competencia desleal que  supone importantes pérdidas económicas para muchos negocios.

Además del perjuicio para el sector, estos establecimientos generan un riesgo para clientes, invitados y público en general al no cumplir con las adecuadas condiciones de seguridad que requieren estos espacios. En esta actividad confluyen cuestiones tan relevantes como la sanidad alimentaria, la seguridad técnica de las instalaciones y de los establecimientos que dan cobertura a estos eventos o la ausencia de cobertura obligatoria de responsabilidades civiles.

Los hosteleros recuerdan, además, que la realización de banquetes y bodas de forma fraudulenta sin licencia y autorizaciones puede ser sancionado con multas de hasta 600.000 euros y que los últimos responsables son los titulares del establecimiento e instalaciones pero  también de forma solidaria los organizadores del evento.

Es por ello que Hostelería de León ha puesto en conocimiento de las Administraciones Públicas competentes esta situación para que se supervise y controle la misma. Si dichas administraciones no actúan, muchos negocios legales estarían abocados a desaparecer, como señalan los hosteleros.