Valoración datos del paro diciembre 2020

El mes de diciembre ha registrado 458 parados más inscritos en las oficinas del Servicio Público de Empleo respecto al mes anterior, llegando a un total de 33.646 personas en las listas de desempleo en León. En lo que respecta al mismo periodo del año anterior, el 2019 cerró con 5.063 desempleados más.

El sector servicios es el sector en el que desciende el número de parados, aunque no en las cifras deseables, propias de la campaña navideña. Por otro lado, preocupan sectores como la construcción y la industria que ven incrementado el número de desempleados, representando el 87% de los nuevos desempleados del mes de diciembre.

En cuanto a la afiliación a la Seguridad Social se sitúa en 156.531 personas en el sistema, representando respecto al mes anterior un descenso en 318 personas, y respecto el mes de diciembre de 2019 en el que el número de afiliados era 159.167 supone un descenso del número de afiliados de 2.636.

Desde la perspectiva nacional, en Fele reclamamos del Ministerio de Trabajo a través de CEOE y su comisión tripartita, la prórroga de los ERTES más allá del 31 de enero 2021, pues resulta imprescindible alargar los plazos y acompasar su duración en función de la pandemia y la exoneración del 100% en las cotizaciones sociales de los ERTES incluidos los sectores comprendidos en la cadena de valor. Por otro lado, hasta que la recuperación económica no sea efectiva deben evitarse incrementos de los costes laborales que puedan poner en peligro el empleo y la viabilidad de las empresas.

En Castilla y León urge desplegar sin más dilaciones los compromisos asumidos del Pacto para la Recuperación Económica, el Empleo y la Cohesión Social firmado a nivel autonómico a través de CEOE Castilla y León para amortiguar el golpe de la pandemia sobre la economía y el empleo, especialmente sobre las pymes y autónomos.

En este sentido, con el fin de agilizar las ayudas para empresas, autónomos  y trabajadores afectados por ERTES, en el plano local, reclamamos la reorganización de la Oficina Territorial de Trabajo para implicar a todo el personal disponible en la gestión laboral de la pandemia, incluido el personal adscrito al SMAC (servicio de mediación arbitraje y conciliación) asumiendo el SERLA  las funciones de mediación de los conflictos laborales, tal y como ya ocurre en Valladolid, pues de lo contrario nuestros servicios administrativos laborales en León se verán colapsados y no podrán atender con eficacia la importante demanda de actividad a la que se verán sometidos.

La extensión territorial y competencial del Serla en las nueve capitales de provincia y Ponferrada es un compromiso alcanzado en el seno del Diáogo Social en Castilla y León que no puede demorarse más si queremos evitar la previsible conflictividad laboral de las próximas fechas y las graves consecuencias, incluso concursales, que conllevará la judicialización de las relaciones laborales.

En definitiva, a la vista de los últimos datos de paro registrados en el año 2020, desde Fele hacemos un llamamiento urgente para desarrollar sin dilaciones y de forma coordinada las importantes herramientas de concertación social disponibles en nuestro actual modelo normativo y constitucional que rigen el diálogo social para el mantenimiento y la creación de empleo.