La hostelería leonesa exige un plan de rescate coordinado que evite la ruina del sector

Los hosteleros se han manifestado esta mañana y han leído un manifiesto ante la Subdelegación del Gobierno. Reclaman ayudas directas al sector, eliminación del pago de los alquileres o reducir impuestos al consumo para salvar su actividad

Hostelería de León, organización empresarial que representa a los restaurantes, bares, cafeterías y pubs de León, e integrada en la Federación Leonesa de Empresarios (Fele) ha hecho entrega hoy al Gobierno de un manifiesto con las reivindicaciones del sector entre las que se encuentra la elaboración de un plan de rescate coordinado entre administraciones con medidas reales que permitan la supervivencia de los empleos y las empresas de la hostelería del país. El documento ha sido entregado en la Subdelegación del Gobierno en León tras la manifestación de los hosteleros leoneses desde la Plaza de Regla.

La concentración ha estado apoyada por unas 1.200 personas entre las que se encontraban representantes hosteleros y de los sectores de toda la cadena de valor asociada al sector. Hostelería de León ha estado apoyada también por representantes de Fele, encabezados por su presidente Javier Cepedano y el secretario general adjunto, Enrique Suárez.

En ese plan los hosteleros demandan medidas que permitan equipararse al resto de países europeos que están poniendo planes y fondos con ayudas económicas directas y a fondo perdido, que ayudan a sobrevivir a sus industrias de hostelería y turismo.

Desde Hostelería de León valoran positivamente medidas ya aprobadas como como los ERTES y préstamos ICO, pero ante la extensión en el tiempo de la pandemia Covid19 y el debilitamiento de las empresas, denuncian que estas medidas no son suficientes.

De este modo para paliar la extrema situación en la que se encuentran miles de negocios del sector, los hosteleros exigen al Gobierno coordinación con las Comunidades Autónomas y la administración local para la aplicación de medidas económicas paliativas de los efectos económicos de la pandemia y de la declaración del estado de alarma. Acciones que deben contemplar específicamente:

  • Aplicación de ayudas directas, a fondo perdido, para la supervivencia de las empresas y los autónomos
  • Aplicación de fondos europeos para el mantenimiento y supervivencia de las empresas y los autónomos.
  • Definición de un Plan Estratégico de la Gastronomía de España, contemplando toda la cadena de valor, que sea el referente orientador de las acciones y aplicaciones de fondos, evitando las duplicidades y asegurando eficiencias en la aplicación de recursos, en los niveles estatal, autonómico y local.
  • Impulso de un Plan de Formación específico para la mejora de la gestión económica y la profesionalización del sector hostelero y turístico.
  • Moratoria automática con ampliación de los periodos de carencia de la devolución de los créditos al menos hasta el 2022.
  • Modificación de la regulación de alquileres, que contemple las circunstancias de estado de alarma, toque de queda o regulación asimilada y pandemia como circunstancias que permitan la eliminación total del pago de los alquileres durante los periodos de cierre total de los establecimientos y que este coste sea aplicado con cargo al plan de apoyo y reconstrucción. Asimismo, demandan reducción proporcional del pago de los alquileres durante los periodos de cierre de franjas horarias o limitación de usos y de la actividad de los establecimientos, con cargo a plan de apoyo y reconstrucción.
  • Derogación de la cláusula de los ERTES con relación al mantenimiento del empleo en los seis meses siguientes a la reanudación de la actividad.

Del mismo modo, exigen impulsar acciones de reactivación de la demanda que incluya la reducción de impuestos al consumo (IVA al 5%); no subir impuestos directos o indirectos que lastren la capacidad de reactivación y la competitividad internacional de nuestra industria e invertir recursos en bonos y ayudas directos a familias y empresas, aplicables al consumo directo en hostelería (bares, restaurantes, hoteles…) que promuevan el consumo y la actividad económica para el sector.

Hostelería de León anuncia que seguirá manifestándose por conseguir estas reivindicaciones y hacer entender la importancia de un sector estratégico para la economía del país